LeBron no es presunto culpable es responsable directo

Martes, Diciembre 23, 2014

Por Emilio Leon
Apuestas BetCRIS NBA LeBron James Cleveland Cavaliers

Podrá ser LeBron James, pero, ¿y cuándo sus Cleveland Cavaliers van a empezar a jugar como lo que se pensaba serían?

Su regreso a Cleveland no ha sido lo que se contemplaba, inclusive se llegó a pensar que éste sería su mejor equipo; mejor que aquél que hiciera bicampeón con el Miami Heat, donde Dwayne Wade y Chris Bosh eran sus inseparables compañeros. James, junto con el también recién llegado Kevin Love y el armador Kyrie Irving son hasta el momento uno de los peores equipos para tomar en las apuestas deportivas, no nos han enseñado que ciegamente y noche con noche podemos confiar que nos harán cobrar, porque eso sería mentir.

Uno de 13 quintetas en la NBA con marca perdedora ante el hándicap, ellos son los Cavs, segundos en las apuestas futuras para campeón de liga, sólo detrás de otro conjunto que ha estado peor que ellos: San Antonio.

Cuando de entre 30 escuadras 13 están por debajo de .500 en porcentaje de éxito en contra del spread o la ventaja que dan a sus rivales, sentirse cómodo apostando ha resultado una tarea titánica, por eso, ir con Cleveland es algo, que como ya lo hiciera con San Antonio, no les puedo recomendar.

Como locales están 10-5 en derechas y 6-9 frente al hándicap, mientras que en las líneas de totales su foja muestra 9-15, pero 5-9-1 jugando a altas y 4-6-1 a bajas.

Si tenemos que encontrar culpables o responsables a tal fracaso tras un cuarto de campaña ya en el pasado, habría que señalar a David Blatt, su coach, pues con todo y que lo trajeron como el máximo cerebro americano en el baloncesto europeo, eso, justamente eso, él en Europa no había visto tal velocidad en este deporte, esquemas defensivos y planteamientos de ejecución como los que presenta la NBA.

Desde 1986 emigró al llamado Viejo Continente y por casi 30 años se retacó de títulos, más de 20, pero no ha podido encontrar cómo hacer brillar a su tridente, y hay ciertos puntos a considerar para tomar a Cleveland con o sin hándicap, puesto que, primero que nada, tiene que fungir como un líder y quitarle a LeBron esa identidad del “yo lo hago todo”. Blatt, hasta que no lo haga seguirá teniendo un equipo mediocre, tendrá también que dejar a Irving llevar la posición 1 y él asumirla, no que ésta la maneje James.

Dentro del resto de decisiones que le pueden salvar la temporada a los apostadores que los tomaron a futuras para ganar su división, el Este y el trofeo Larry O’Brien, estará involucrar más a Love con el balón, como lo hacía con Minnesota, donde cada temporada era un doble-doble seguro.

Encontrar una química no debe de llevar tanto tiempo, sin embargo con los Cavs ya han pasado casi 30 partidos de 82 en el calendario oficial, y sin Anderson Varejao tampoco ha sido el poste que querían, ahí en la banca está Tristan Thompson; él tiene que ir de inicio.

Cleveland se encuentra situado como la ofensiva 11 en puntos promedio por partido, con 102.8, pero su diferencial, aunque es positivo, con +3.4, es el 12º en la liga, puesto que en porcentaje desde el campo sus rivales les encestan por compromiso un 47.0 por ciento, el 5º más elevado en el baloncesto profesional.

Como ocurre en todos los deportes, los intangibles definen quién aspira y quién pretende, y cuando en la basquetbol eres el equipo 25 de 30 en rebotes por duelo, con 41.0, tampoco tienes oportunidad de competir.

Este año hemos visto mucha inconsistencia en la NBA, para muestra Chicago y Miami, que también marchan con récord negativo ante el hándicap, con 13-14, pero ahí mismo se encuentran los Clippers –ellos todavía peor que Cavaliers- y los campeones del juego San Antonio Spurs.

Dejen pasar un tiempo, cuando James funja como capitán y actúe como tal, dando libertades al resto y permitiendo que cada quién se haga responsable de sus asignaciones en ambos costados de la madera, Blatt podrá tomar aire y como todas las cosas, estas empezarán a fluir. Antes de apostar a favor de Cleveland, así sea a partido, no olviden tampoco que este año han perdido contra lo peor de lo peor, como Knicks, Nuggets y Jazz, pero si las aguas empiezan a bajar de nivel y siguen venciendo a los potentes como sucedió hace días contra Toronto y Memphis, entonces sí será hora de tomarlos en serio.

¿Sabías que puedes ganar dinero con tus pronósticos deportivos?

Es Gratis Abrir una Cuenta

Volver Arriba