Clasico Futbol del fin de semana

Viernes, Junio 5, 2015

Por Juan Pablo Farill
BetCRIS Apuestas Futbol Clasicos JUVENTUS  BARCELONA

Pocas veces tenemos la oportunidad de apreciar en el Futbol Soccer una final en la que los dos protagonistas representan fielmente estilos tan contrarios pero que simultáneamente los lleva a un mismo destino: la victoria.

Desde la llegada de Rijkaard al banquillo, Barcelona significa juego dinámico, de posesión de balón, buen trato, ofensiva excelente y goles al por mayor… por el otro lado desde que Antonio Conte se hizo cargo de la dirección técnica de la Juve, los bianconneri se convirtieron en una auténtica muralla a la defensiva, capaz de sentenciar un partido con apenas 3 llegadas, con un contención como Andrea Pirlo que nos ha visto la cara todos estos años al ser extrañamente un mago y 10 atrasado de forma escondida entre los defensas y volantes.

Si comparáramos esta sensacional final de Champions con otros deportes, me atrevo a decir que es parecida a la Serie Mundial que tuvieron los Bravos de Atlanta con el pitcheo de Glavine, Maddux y Smoltz y los Yankees de Nueva York con el bateo de Jeter, Bernie Williams, Strawberry y Tino Martínez. O tal vez en el Súper Bowl a los Pittsburgh Steelers con una defensiva que tenía a Kevin Greene, Rod Woodson, Greg Lloyd y Chad Brown contra unos Dallas Cowboys con Aikman, Emmith Smith y Michael Irving… en pocas palabras, nunca he presenciado una final entre el mejor equipo al ataque como el Barsa con un tridente Neymar-Messi-Suárez, y el mejor cuadro a la defensiva como Juventus con una barrera Chiellini-Bonucci-Buffon, aunque aclaro, alguna vez sí vi esa combinación en un mismo plantel; el AC Milan con un ataque Gullit-Van Basten-Donadoni y una defensa con Maldini-Baresi-Costacurta.

Recuerda que en BetCRIS puedes pronosticar a partir de este momento al resultado en los 90 minutos, al campeón, al Total de goles, al primer tiempo y al segundo, pero sobre todo hacerlo en vivo, una emoción e ingrediente diferente.

La despedida de Xavi. El futbol español y catalán se divide antes y durante la Era Xavi. Se trata del rostro que cambió la mentalidad futbolística de su país y el más ganador por mucho de los últimos años. No se puede predecir qué tanta actividad tendrá en este juego, pero sin duda representa fielmente los valores que pondera su club al sentir este deporte. Su compañero Andrés Iniesta alguna vez dijo: ‘Para quitarle el balón a Xavi, hay que estudiar álgebra’.

La clase de Pirlo. Cuando Allegri sacó campeón al Milan, pidió a Berlusconi renovar su mediocampo y despidió a Pirlo, a quien lo desahució futbolísticamente. Andrea se sintió traicionado y con lágrimas emigró al enemigo Juventus bajo un nuevo look de barba crecida que no le recordara su pasado. Allegri fracasó con los rossonneri, Pirlo ganó 3 scudettos más y hace un año se volvieron a encontrar. La directiva de Juventus le consultó si había algún problema en trabajar con Allegri y él, con la clase que le caracteriza les dijo que no, aunque tampoco esperaran una excelente relación. Gennaro Gattuso alguna vez dijo: ‘cuando veo lo que hace Pirlo con el balón, me pregunto si yo realmente soy un futbolista’.

La ausencia de Chiellini. El exceso de goles individuales en los últimos años obedece –sin demeritar la calidad de Messi y Cristiano- a la ausencia de baluartes defensivos como Cannavaro, Nesta, Sammer, Ruggeri, Desailly y un largo etcétera. Hoy es difícil considerar a un defensor como fenómeno cuando antes había muchos, uno de los pocos que están por encima del promedio es el lesionado Chiellini. No olvidemos que Andrea Barzagli será el remplazo, y él al igual que Pirlo y Buffon fue campeón del mundo hace 9 años en Alemania 2006 en este mismo estadio de Berlín. En aquel entonces Barzagli, joven del Palermo, le ganó la convocatoria al aún más joven de la Juve, Chiellini, quien asistió al partido como aficionado para apoyar a la Azzurra.

La Juve. En Italia colocar una estrella en el uniforme equivale a 10 títulos o scudetti, pues bien, la Vechia Signora del Calcio cuenta con 3 estrellas en su logo, lo que equivale a más de 30 campeonatos de Liga –y eso que les quitaron 2-. Es un equipo triunfador, con 4 títulos consecutivos de Serie A en el que han perdido pocos juegos, ganado casi todos, y en varias ocasiones por marcador de 1-0, lo que demuestra una especialización en el arte de la defensa, el orden y si quieren, la mezquindad al ponderar no recibir gol –son casi 100 partidos sin permitir 3 goles o más-, y después buscar el del gane.

En sus últimos 8 juegos de Champions solo recibieron 3 goles. En contra está el récord de Allegri ante el Barcelona con 1 triunfo, 3 empates y 4 derrotas. El clásico equipo que juega a no perder, puede ser superado, pero es casi imposible ganarle.

El Barca. Hace un año muchos “acabaron” con la era dejada por Guardiola; que Messi se había cansado de ganar, que Xavi no estaba para 90 minutos a gran nivel, que Iniesta no contaba con socios y Neymar jugaba solo… es más, en diciembre cuando Real Madrid ligó 23 triunfos consecutivos se hablaba del nuevo emperador de España. Hoy los catalanes van por otro histórico triplete –misma situación que su rival- y lo hacen basados en la ideología de que para ganar deben marcar más goles que el de enfrente.

Llevan 10 tantos anotados en 4 partidos de fase final de Champions, y si algo llama la atención es que al medio tiempo se ha ido con 10 triunfos parciales en sus 12 compromisos –los otros 2 empate-, sin embargo su rendimiento baja a la segunda mitad con 5 victorias, 5 empates y 2 derrotas. Un show, el espectáculo garantizado del juego bonito que casi siempre es efectivo.

Veredicto: Una final muy complicada, tal vez más cerrada de lo que muchos imaginan con el Under prevaleciendo y la posible sorpresa en duelo inesperado.

¿Sabías que puedes ganar dinero con tus pronósticos deportivos?

Es Gratis Abrir una Cuenta

Volver Arriba